Connect with us

Internacional

INFORME COMPLETO: Advierten que el próximo informe del Pentágono sobre OVNIS podría revelar “un potencial fallo catastrófico de inteligencia”

Published

on

Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Compartir

“Si sucedió porque los burócratas escépticos se decían a sí mismos: ‘no puede ser, por lo tanto no lo es’, entonces debe haber un ajuste de cuentas”, advierte un experto británico.

El informe sobre ovnis del Pentágono y de las agencias estadounidenses pertinentes que se publicará el próximo mes de junio podría arrojar luz sobre “un potencial fallo catastrófico de inteligencia”, según lo advirtó Nick Pope, exfuncionario de Defensa británico, en el programa ‘Tucker Carlson Tonight’ de Fox News.

“Si sucedió porque los burócratas escépticos se decían a sí mismos: ‘no puede ser, por lo tanto no lo es’, entonces debe haber un ajuste de cuentas”, opina Pope, que trabajó para el Ministerio de Defensa del Reino Unido durante más de dos décadas e investigó los avistamientos de ovnis reportados durante parte de ese tiempo.

Loading...

Los comentarios del experto son una respuesta a las declaraciones de Luis Elizondo, el exjefe del Programa de Identificación de Amenazas Aeroespaciales Avanzadas del Pentágono, que advirtió a New York Post que el próximo informe podría revelar un fracaso de las agencias de inteligencia estadounidenses “al nivel del 11 de septiembre”. Elizondo también planteó la posibilidad de que los llamados ovnis sean en realidad “tecnología extranjera adversaria que durante varias décadas ha logrado superarnos y evadir a los 18 miembros de la comunidad de inteligencia”.

“Eso sería una falla de inteligencia que eclipsaría casi cualquier otra cosa que este país haya afrontado, especialmente si esto ha ocurrido durante décadas”, aseveró Elizondo.

“Hay mucho más que está por venir”

Pope señaló durante el programa del viernes que “todos los días, parece que sale nueva información, cosas que no se habían contado a la sociedad y a los medios de comunicación” sobre los ovnis.

En este sentido, el experto cree que “antes de que este informe vaya al Congreso, habrá muchas cosas por detrás de la escena, mucha politiquería”, al tiempo que anticipa “más filtraciones de información, fotos, videos, documentos”. “Hay mucho más por venir”, indica el exfuncionario, que considera que el esperado informe debe dar explicaciones claras de los encuentros con ovnis y el Congreso debe prestarle mucha atención.

Análisis: ¿Son los OVNIS del Pentágono una asombrosa farsa ideada por un país enemigo?

 

Eso al menos es lo que se desprende de las investigaciones emprendidas por Tyler Rogoway que asegura que las noticias filtradas desde 2017 referentes al interés del Pentágono en los OVNIS podrían esconder una escandalosa operación de espionaje sin precedentes en los Estados Unidos.

En un artículo titulado «Adversary Drones Are Spying On The U.S. And The Pentagon Acts Like They’re UFOs» (15/04/2021) Rogaway admite que: «Puede que no conozcamos las identidades de todas las naves misteriosas que el personal militar estadounidense y otros han estado viendo en los cielos en los últimos tiempos, pero he visto más que suficiente para decirles que está claro que un adversario muy terrestre está jugando con nosotros en nuestro propio patio trasero utilizando tecnologías relativamente simples (drones y globos) y consiguiendo lo que podría ser el mayor logro de inteligencia de una generación”.

Si bien eso puede decepcionar a algunos que esperan que los orígenes de todos estos eventos sean de naturaleza mucho más exótica, las implicaciones estratégicas de estas audaces operaciones, que han estado sucediendo durante años, sin inmutarse, son absolutamente masivas. Nuestro equipo aquí en The War Zone ha pasado los últimos dos años presentando indirectamente una hipótesis de que muchos de los eventos que involucran supuestos ovnis, o fenómenos aéreos no identificados (UAP), como se les llama ahora a menudo, durante la última década son en realidad, la manifestación de adversarios extranjeros que aprovechan los avances en la tecnología de vehículos aéreos no tripulados de gama baja, e incluso plataformas más simples, para recopilar información de inteligencia de extrema fidelidad sobre algunas de las capacidades de guerra más sensibles de los Estados Unidos».

Rogaway está convencido que los servicios secretos de un país extranjero han aprovechado que los militares norteamericanos pensaban que estas incursiones aéreas podrían ser «platillos volantes», para realizar todo tipo de labores de espionaje a sabiendas de que no iban a informar convenientemente de estos sucesos por temor al ridículo. El periodista lo deja claro cuando dice que: «Los despropósitos del Pentágono con respecto a los OVNIS parecen haber amenazado la seguridad nacional al más alto nivel: literalmente, dejar la patria con una puerta abierta para que la atraviesen humildes drones y permitir que se juegue con nuestras capacidades militares más preciadas por su valor de inteligencia. en su propio terreno. He dicho en numerosas ocasiones que el próximo 11 de septiembre vendrá de un enjambre de drones de gama baja y esta situación subraya aún más lo plausible que es. Pero realmente ni siquiera necesitamos usar nuestra imaginación». Y es que el miedo al ridículo de muchos oficiales y pilotos han podido posibilitar que muchas de estas operaciones de espionaje hayan pasado desapercibidas para el alto mando bajo el epígrafe de OVNIS. Además, Rogaway insiste que las autoridades nunca se han tomado en serio estas investigaciones al creer que estaban relacionadas con «marcianos verdes»: «La evidente pasividad y el estigma que rodea a los fenómenos aéreos inexplicables en su conjunto ha llevado a lo que parece ser la paralización de los sistemas diseñados para protegernos a nosotros y a nuestras tecnologías militares más importantes, lo que apuntaría a un fracaso masivo de la inteligencia militar de los EE. UU. Este es un punto ciego que nosotros mismos hemos creamos literalmente a partir de tabúes culturales y un complejo militar-industrial que no es adecuado para prever y contrarrestar una amenaza de nivel inferior que es muy difícil de defender».

Recordar que en 2019 el ministerio de Defensa actualizó sus directrices internas para permitir que sus tropas pudieran informar con mayor celeridad, y sin ninguna desconfianza, sobre cualquier tipo de avistamiento de fenómenos aéreos no identificados (UAPS). Además, Rogaway cree que estos países han utilizado incluso drones comerciales para llevar a cabo algunas de sus incursiones, pero no obstante es obvio que han utilizado todo tipo de aeronaves que han podido llevar a la confusión a los militares estadounidenses: «Si bien los globos pueden parecerse a prácticamente cualquier cosa, los drones también pueden verse muy extraños debido a la gran cantidad de diseños que existen”.

Cuando la mayoría de la gente piensa en drones, se imagina un pequeño avión de ala fija o una configuración tipo quadcopter. Eso puede ser cierto para la industria floreciente en el mercado civil, pero hay muchos más diseños, algunos de los cuales parecen francamente naves extraterrestres y funcionan de manera diferente a un avión tradicional de ala fija o quadcopter. Estos incluyen todo, desde alas voladoras en forma de triángulo hasta aeronaves híbridas de rotor / ala fija o incluso un tubo vertical con un rotor en cada extremo. Incluso hay drones que lanzan drones parásitos más pequeños y actúan como su nave nodriza». El mayor peligro es que estas aeronaves pueden estar equipadas con diverso armamento para ejecutar un preciso ataque a puntos vitales de la seguridad nacional: «Los drones armados de pequeño tamaño, especialmente los que llevan una carga explosiva, se han convertido en una baza estratégica asimétrica barata y, tal y como predije hace años, están evolucionando rápidamente para convertirse en un elemento de cambio en el campo de batalla moderno».

¿Ha podido un país extranjero engañar a la inteligencia norteamericana?

Incluso el experto cree que algunas de las supuestas capacidades extraordinarias registradas en estas aeronaves podrían ser resultado de una guerra electrónica para confundir a los norteamericanos sobre lo que realmente estaba sucediendo: «muchas de las extrañas características de alto rendimiento que los barcos y los aviones detectan a veces por radar más allá del alcance visual durante estos incidentes pueden y probablemente son el resultado de una guerra electrónica. De hecho, cosas como las aceleraciones rápidas de velocidad y las caídas repentinas de altitud en el radar representan principios muy básicos de las tácticas de guerra electrónica.

En el caso de los eventos de la costa este, por ejemplo, hasta donde se nos ha dicho, las capacidades de alto rendimiento de estos objetos nunca se observaron visualmente, pero sí en el radar. Los encuentros visuales describen objetos parecidos a globos que hacen cosas parecidas a globos, sin moverse rápido en absoluto, mientras que otros objetos presentan un rendimiento más similar al de los drones que a cualquier otra cosa».

Para el autor del reportaje no hay dudas cuando afirma que la inteligencia norteamericana era consciente que muchos informes procedentes de sus pilotos señalaban claramente la existencia de vuelos de aviones no tripulados en sus inmediaciones: «adquirimos los informes de incidentes del Centro de Seguridad Naval que abarcan la mayor parte de la década de 2010 con respecto a objetos anómalos que los pilotos de combate encontraron frente a la costa este de los Estados Unidos. Lo que encontramos fue impresionante. Si bien hubo solo un número limitado de informes, y es muy probable que otros informes nunca se presenten en el centro de seguridad y, en su lugar, se archiven como eventos de inteligencia clasificados, los que estaban allí no describían naves extraterrestres en absoluto. En cambio, describieron aviones no tripulados con propulsión a chorro, similares a misiles y otros aviones no tripulados de ala fija que volaban en los niveles de vuelo, así como aviones no tripulados de múltiples rotores que volaban a alturas muy altas mar adentro. Allí hay objetos en forma de globos, cuyos orígenes fueron inexplicables incluso después de investigaciones oficiales». Y es que Rogaway cree que el enemigo ha potenciado deliberadamente la pantalla OVNI para pasar desapercibido e incluso, ha podido «disfrazar» sus drones para engañar a los pilotos: «Como hemos señalado antes, estos drones y globos, en particular, también podrían tener un aspecto muy extraño para casi cualquier persona que se encuentre con ellos, incluso como un cubo dentro de una esfera, o un dirigible metálico con apéndices extraños. De hecho, cuanto más raros parezcan, mejor será la cobertura para las operaciones en curso. Poner elementos infrarrojos en los drones, dándoles enormes firmas IR, o hacer que los globos reflectores de radar tengan una forma extraña, no sólo confundiría al adversario, sino que probablemente permitiría que estas operaciones continuasen durante mucho más tiempo sin ser controladas, y que aumentara enormemente la calidad de los datos de inteligencia que reciben. Teniendo esto en cuenta, hacer que las cosas parezcan más extrañas y menos amenazantes de lo que realmente son, es probablemente una táctica que el enemigo ha utilizado para estas operaciones, y esto a menudo puede tener un precio muy barato”.

Hemos hablado de cómo a veces los efectos más sencillos pueden crear las ilusiones más impactantes, y de cómo incluso trucos similares a los que Disney utiliza para sorprender las percepciones de los asistentes a los parques temáticos podrían emplearse de forma astuta para confundir a un adversario. Esto parece ser parte de la operación que se está ejecutando aquí, y ¿qué mejor tapadera reforzada pasivamente hay en los Estados Unidos que los OVNIS y todo el estigma que conlleva?

El hecho de que los pilotos se hayan abstenido históricamente de informar sobre naves inexplicables en los cielos por miedo a que sus carreras se vean afectadas es todo lo que realmente se necesita saber para cuantificar lo relevante y eficaz que puede ser esta táctica». El autor cree que los drones son lanzados desde submarinos y barcos camuflados para acercarse sin llamar la atención a los sitios estratégicos. Y para terminar Tyler Rogoway expone cual deberían ser los tres pasos que debería ejecutar el gobierno para contrarrestar estas operaciones: «El primer paso es admitir que tenemos un problema importante con drones mucho más cerca de casa de lo que nadie quiere admitir y que al menos uno de nuestros adversarios se ha burlado de nosotros y ha comprometido capacidades clave utilizando tecnología notablemente de gama baja. En pocas palabras, han ganado y de una manera increíblemente irónica e ingeniosa. Solo una vez que lleguemos a admitir esto, podremos pasar a resolver este problema y confrontar quién está detrás de este asunto, aunque creo que está bastante claro quién podría ser, considerando que existe una lista con solo dos nombres.

Paso dos, solo tenemos que detener el tabú OVNI y tomarnos en serio la búsqueda de cada fenómeno anómalo observado, independientemente de sus connotaciones culturales. Debemos financiar completamente un centro de fusión de inteligencia real para trabajar en estos casos y exigir que nuestro aparato militar y de inteligencia canalice todos los nuevos datos a esta célula agrupada. Esta directiva debe provenir de los niveles más altos de la comunidad militar y de inteligencia. No puede ser otro programa “subcontratado” impuesto al Departamento de Defensa por legisladores que ni siquiera pueden estar en el cargo durante un par de años. Esta unidad de investigación debe tener acceso ilimitado a todas las fuentes de datos y productos de inteligencia relevantes que exista en el ejército de los EE. UU. y la comunidad de inteligencia tiene que colaborar. Si descubrimos que los extraterrestres están visitando la Tierra en el proceso, ¡genial! Pero ese no es el punto.

Paso tres, cambiar totalmente la estrategia de comunicación en torno a este tema. Proporcionar toda la información que se pueda sobre este asunto, incluso si es inconveniente, aunque ha de protegerse las fuentes y los métodos cuando sea relevante. Si no llevamos a cabo este camino, los drones que espían nuestras emisiones electrónicas, tácticas y demás, pueden ser la menor de nuestras preocupaciones. A esas mismas aeronaves se les puede asignar fácilmente la tarea de derrotar a los mismos sistemas que nos están vigilando. Pero por encima de todo, en la actualidad pueden ser drones y globos, pero parece que nos estamos tapando los ojos intencionalmente a lo que podría ser el próximo gran avance tecnológico de nuestro adversario, que muy bien podría parecer extraño a primera vista. Tal y como está ahora el asunto, probablemente sólo descubriremos que no lo es cuando sea demasiado tarde».

DOS PUNTOS DE VISTA

Evidentemente en los últimos días el affaire de los OVNIS del Pentágono está tomando unos derroteros inesperados. Si en los primeros compases de las informaciones que se hacían públicas se destacaba sobre todo el alto índice de extrañeza de las aeronaves observadas, a medida que pasa el tiempo, se está dejando entrever, cada vez con más fuerza, la tesis de que estas misteriosas incursiones podrían ser obra de drones y aviones sin tripulación enviados por alguna potencia extranjera, que no extraterrestre, para espiar a los Estados Unidos.

Lo curioso es que ahora se introduce en la ecuación el facto engaño y se sospecha que la inteligencia de Rusia o China han podido utilizar una cortina de humo para facilitar su tarea. En este caso la pantalla OVNI, ya que conocían de antemano, tanto su poder cultural como la enorme reticencia que tienen los militares de informar de avistamientos extraños a sus superiores, y mucho menos de dejarlo por escrito en un informe o documento oficial. De hecho, la propia CIA reconoció que en los años 50 y 60, en plena guerra fría con el bloque soviético utilizó las creencias generadas por los platillos volantes para enmascarar el vuelo de sus prototipos y aviones espías para no llamar la atención de Rusia. Y ahora, en pleno siglo XXI, según se desprende de las investigaciones de Tyler Rogoway se ha utilizado la escenografía OVNI para engañar a la inteligencia norteamericana y poder llegar con drones, incluso comerciales, hasta lugares y emplazamientos muy sensibles para la seguridad nacional.

Gerald K. Haines, un historiador perteneciente a la Oficina de Reconocimiento de la CIA aseguró que muchos avistamientos que se produjeron durante la década de los años 50 y 60 fueron ocultados bajo el paraguas OVNI, promovidos por la agencia de inteligencia para no revelar que se trataba de aviones espía de reconocimiento U-2 y SR-71 Blackbird.

 Pero estas suposiciones chocan aparentemente contra las conclusiones que según Lue Elizondo, exdirector del AATIP había llegado mientras estuvo al mando de las investigaciones OVNIS del Pentágono. Y es que, tampoco parece casual, que Elizondo en las últimas semanas ha clarificado enormemente su discurso ambiguo, y asegure que estos fenómenos no tienen nada que ver con drones (y mucho menos comerciales) ni de ningún tipo de aeronave no tripulada.

Además, para despejar aún más las dudas asevera sin ruborizarse que probablemente, estos OVNIS estudiados por el Pentágono provienen de otras dimensiones. Obviamente se trata de dos respuestas que se hallan en las antípodas, mientras Tyler Rogoway afirma que muchas de las supuestas extraordinarias capacidades de los OVNIS solo han sido confirmadas a través de radar y otros medios técnicos, y nunca de manera visual, Elizondo insiste es que las pruebas reunidas por su grupo confirman la procedencia extrahumana del fenómeno.

Pero, por otro lado, de forma muy sospechosa, hasta el momento, tanto las filmaciones y las fotografías filtradas a la prensa no muestran una extrañeza de tan envergadura que pueda desequilibrar la balanza definitivamente. Lo que puede cuestionar seriamente el verdadero propósito de estos últimos movimientos emprendidos por el Departamento de Defensa para esclarecer que hay detrás del fenómeno OVNI. Rogoway señalaba en su escrito que: «Otro conjunto de imágenes tomadas por el submarino de ataque de la clase de Los Ángeles USS Omaha y filtradas alrededor del mismo período de tiempo, muestran lo que algunos afirman es una “nave transmedia’” que desaparece en el océano. Los fotogramas proporcionados no prueban nada por el estilo. Parece un globo u otro objeto que golpea el agua como se ve a través de un sistema de imágenes térmicas.

Una vez más, tal vez existan otros datos que sean convincentes y verdaderamente exóticos, pero esto ciertamente estos no lo son». Y tampoco puede olvidarse que Elizondo ha deslizado en muchas declaraciones que, si se demostrara que estos objetos son de origen terrestre, sería uno de los mayores errores de la inteligencia norteamericana de todos los tiempos.

Aunque pocos dudan que a estas alturas debe de existir algún tipo de material o documento en poder de las autoridades para demostrar fehacientemente, fuera de cualquier discusión o debate, alguna de las hipótesis mostradas ante la opinión pública… Ahora solo queda ver sobre qué lado quieren desequilibrar la balanza…

La marina de los Estados Unidos dice conocer la procedencia de los OVNIS que sobrevolaron sus destructores: ¡son chinos!

Desde que se hiciera público que varios destructores de la marina estadounidense confirmaron la presencia de OVNIS durante unas maniobras rutinarias las alarmas volvieron a saltar en todos los medios de comunicación. Y lógicamente las preguntas volvieron a amontonarse ante el Departamento de Defensa en busca de respuestas: ¿Qué son estos UAPS/OVNIS? ¿Drones militares o naves del espacio exterior? Y es que cada vez parece más inviable que las autoridades puedan salir de este atolladero mediático sin esgrimir una declaración contundente y concisa que despeje todas las dudas.

En un artículo titulado «Navy knows more about 2019 “mytery drones” incident than it says» (10/04/2021) el especialista Sean Spoonts en temas militares indica que:

«En julio de 2019, aproximadamente a 50 millas náuticas al oeste y suroeste de la isla de San Clemente frente a California, tres barcos de la Armada de los EE. UU. se encontraron con varios vehículos aéreos no tripulados (UAV) en cuatro incidentes separados. Originalmente, los avistamientos de los misteriosos drones fueron reportados por el documentalista Dave Beaty en su cuenta de Twitter. Un amigo de uno de los miembros de la tripulación del USS Kidd dijo que los UAV se parecían a la forma TicTac citadas en el famoso encuentro OVNI de los FA-18 del USS Nimitz en la misma área en noviembre de 2004. Como era de esperar, este vínculo con un avistamiento OVNI previamente documentado provocó en la prensa un frenesí especulativo. Un artículo de Adam Kehoe y Mike Cecotti para The Drive avivó aún más el ángulo del misterio de estos acontecimientos. Los escritores utilizaron las entradas de registro de los barcos y los datos de seguimiento de barcos de origen público para argumentar que las intrusiones “descaradas” de estos drones representaban una grave violación de la seguridad. Otros medios de comunicación como Yahoo News, Forbes, Fox News, Daily Mail y el New York Post también presentaron historias sobre los “drones misteriosos” y el supuesto pánico en la Marina de los Estados Unidos por estos cuatro incidentes».  Pero desde el punto de vista de Sean Spoonts no se ha contado toda la verdad sobre la naturaleza de estos acontecimientos: «Oficialmente, la Marina dijo que no tenía idea de lo que eran, pero los detalles informados sobre cómo reaccionó a estos misteriosos drones sugieren que probablemente sepa mucho más de lo que deja entrever».

¿El ejército chino está detrás de los últimos avistamientos OVNIS?

El autor del reportaje insiste en que los propios detalles de los encuentros contienen la información para esclarecer el enigma: «El esquema básico de los incidentes es simple. En el transcurso de cuatro noches, hasta seis vehículos teledirigidos se acercaron a un ejercicio de entrenamiento que consistía en seis buques de guerra estadounidenses desplegados en las aguas de la isla de San Clemente. Los UAV volaron a varias altitudes desde el nivel del mar hasta más de 1,000 pies. Flotaron sobre los barcos y sus cubiertas de vuelo de helicópteros en la popa y mantuvieron la posición fuera de su babor y estribor. No estaban apagados, pero tenían luces rojas y blancas visibles. Aparte de acercarse a los buques de guerra, no pusieron en peligro la operación de ninguno de los buques de acuerdo con las entradas de registro de la Marina». Además, este escrito responde a una de las grandes dudas que suscitaron estos avistamientos ¿activó la marina sus protocolos de defensa y respuesta para interceptar a los invasores?: «Los buques de la Armada se prepararon inmediatamente para el Control de Emisiones o “EMCON“. Bajo la activación del EMCON, cualquier cosa que emita señales electromagnéticas a bordo de la nave, como radios y radares, se apaga y la nave se oscurece. La pregunta entonces es, ¿por qué los barcos apagaron todos sus emisores? La respuesta es doble. En primer lugar, esto reduce la firma de emisiones de las embarcaciones que, de otro modo, podrían detectarse a muchas millas de distancia por sus radios y transmisiones de radares. Es obvio que los barcos de la Armada estaban privando a estos misteriosos drones de cualquier capacidad para detectar y registrar sus frecuencias para su posterior análisis por quien los lanzó.

En segundo lugar, el silencio hace que los sistemas de vigilancia electrónica de los barcos funcionen mejor. Esos drones estaban dirigidos por señales de control remoto y los barcos estarían “aspirando” esas señales de radio para analizarlas con más detalle. Nuestros destructores están cubiertos por antenas de recepción de vigilancia electrónica que están recogiendo todo lo que pasa por su camino en el espectro electromagnético de señales. Existen 12 bandas de radio diferentes que van desde la frecuencia extremadamente baja a la frecuencia extremadamente alta en un espectro que abarca desde tres hercios hasta 3000 gigahercios. Dentro de estas bandas de frecuencia, las señales de comunicación se envían a radios de automóviles, submarinos debajo de la superficie e incluso satélites en el espacio. Al escuchar las frecuencias que usaban estos drones, podríamos saber mucho sobre desde dónde podrían ser controlados y por quién. Y al parecer la marina puede estar guardando celosamente el resultado de sus indagaciones: «Estados Unidos tiene un aparato de inteligencia para detectar y analizar señales enormemente poderoso y capaz, que se remonta a antes de la Segunda Guerra Mundial. Pudimos romper los códigos de los ejércitos tanto alemán como japonés; algo invaluable para ganar esa guerra. Durante la Guerra Fría, pudimos distinguir entre los submarinos soviéticos individuales porque nuestro equipo de detección de sonido era tan sensible que podía saber si un submarino tenía una abolladura en una de sus palas de la hélice o si un eje de transmisión tenía una ligera deformación o “latigazo”. a él cuando giró. La Inteligencia y Vigilancia de Señales es una misión importante de la Marina de los EE. UU. Puede navegar con sus barcos fuera del registro de la costa de otra nación y analizar transmisiones de radio y radar y crear un catálogo de estas señales para su uso futuro en un conflicto. Si conoce las frecuencias que utilizan sus adversarios, puede falsificarlas para enviar comunicaciones falsas o bloquearlas por completo». Entonces ¿conoce el gobierno estadounidense que el ejército chino está espiando a su flota? ¿tiene más datos de lo ocurrido?: «Durante los encuentros con los drones misteriosos, los barcos emplearon equipos de “SNOOPIE” (interpretación y explotación náutica o fotográfica del barco) para grabar y fotografiar los drones cerca de los barcos. Esto también es parte de la misión de recopilación de inteligencia de señales en la que participó la Marina durante estos encuentros”.

El análisis de esas fotos y videos será granular, prestando especial atención a cada fotograma. La tecnología de drones no es muy complicada: podremos deducir bastante sobre los sistemas de control, propulsión, sensores y capacidades de comunicación de estos drones a partir de fotos y videos.

Quien los envió también lo sabe, por lo que los drones llegaron de noche y en condiciones climáticas de baja visibilidad. Sus controladores esperaban dificultar un poco la recopilación de inteligencia visual». Pero la pregunta básica es ¿por qué la marina no derribó a ninguno de estos drones?: «Puede haber tres razones para esto. Primero, los drones no estaban realmente poniendo en peligro a los barcos.

En el mar, no es raro que los aviones de combate de varias naciones sobrevuelen los barcos de los demás. En mi propia experiencia, nuestros helicópteros sobrevolaron los buques navales soviéticos y pasaron junto a ellos tomando fotografías. Los soviéticos también nos tomaron fotos. Según la información publicada hasta ahora, los drones operaban fuera del límite exterior de 12 millas de nuestras aguas territoriales: no estaban cometiendo un acto de guerra. En segundo lugar, fotografiar y grabar en video los drones y capturar sus emisiones electrónicas es una oportunidad de recopilación de información para nosotros. Conocer las capacidades y vulnerabilidades de nuestros adversarios es parte del trabajo de los barcos de la Armada como el USS Kidd.

Ciertamente son buques de guerra, pero también son plataformas de recopilación de inteligencia. Finalmente, disparar a estos misteriosos drones en mar abierto podría proporcionar un golpe de propaganda a un adversario. Podían afirmar que los drones estaban llevando a cabo una misión oceanográfica, tenían instrumentos meteorológicos a bordo o estaban investigando la vida marina, y fueron derribados por los estadounidenses agresivos y paranoicos en aguas internacionales. Y eso no es bueno».

Después de analizar toda la situación Sean Spoonts tiene claro que, al menos en este suceso: «Creo que los drones misteriosos probablemente eran chinos y estaban dirigidos por comunicaciones vía satélite desde el espacio. Hubo otras naves civiles en el área a las que se les preguntó sobre la operación de drones simplemente como una forma de confirmar lo que la Marina ya habría sabido solo por la energía de transmisión de las frecuencias de radio de los drones. Estos drones también parecían ser rápidos y duraderos, lo que sugiere que pueden haber venido de una distancia considerable, tal vez hasta 100 millas». Sean Spoonts cree que los drones son lanzados desde «barcos de pesca» para pasar desapercibidos. Lo más curioso es que el autor del reportaje asegura que muchas de estas grabaciones obtenidas por los drones chinos, son utilizadas, a modo de reclamo, para vender con garantías su tecnología a otros países. El problema sería resolver si todos los avistamientos UAPS/DRONES/OVNIS denunciados por la marina obedecen a la misma causa o si estamos tratando con fenómenos diferentes. Sin duda el asunto de los OVNIS del Pentágono está adquiriendo cada vez más relevancia y la opinión pública espera una respuesta a la altura de las expectativas.

José Antonio Caravaca


Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Compartir
Advertisement
2 x COMMENTS

Internacional

Joe Biden está a punto de caer… Tic tac… Tic tac…

Published

on

Joe Biden y esposa con dos ancianos hobbits que dicen ser los Carter.
Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Compartir

Los días de Biden en la Casa Blanca, en donde casi no permanece, están contados. La caída de Joe Biden es inevitable.

La opinión pública estadounidense se enfrascó en una discusión sobre la autenticidad de una foto publicada por el Centro Carter en la que aparece Joe Biden y Jill Biden con el expresidente Jimmy Carter y la exprimera dama Rosalynn Carter. La imagen que fue tomada en la casa de los Carter en Plains, Georgia muestra a unos Biden gigantes y a unos Carter liliputienses. La discusión llegó a su fin cuando Phil Coomes, editor de imágenes de la BBC, explicó la desproporción en el tamaño de las dos parejas, diciendo que la foto había sido tomada con un lente gran angular y, por eso, los que estaban a los extremos, los Biden, se veían mucho más grandes que los que estaban en el centro, los Carter.

Se volvió habitual que, a los militantes del Partido Demócrata, los convenzan con muy pocos argumentos por su dogmatismo exacerbado y su fanatismo enfermizo que les impide ver y aceptar el desastre institucional y económico que está ocurriendo en los Estados Unidos. Tratan de ocultar el inmenso inconformismo creado por el desabastecimiento de alimentos y otros productos básicos tras el colapso del sistema operativo del oleoducto Colonial por un ataque perpetrado por terroristas cibernéticos, el aumento imparable de la inflación, la crisis migratoria, el aumento de 100 % del precio de la gasolina, una crisis financiera peor que la de 1929 en ciernes, y que los jóvenes no quieren trabajar porque la administración Biden les paga por quedarse durmiendo en la casa.

Esa asimetría en la información se manifiesta en la diferencia tan marcada sobre la percepción que se tiene de la gestión de Joe Biden entre los republicanos y los demócratas. Mientras para los demócratas todo está perfecto y se trata de un venerable anciano que será el Mesías que salvará a Estados Unidos del cambio climático, del racismo y de la teoría de género, para los republicanos que viven las consecuencias de la catástrofe económica, el rechazo es total. Ese fenómeno también se explica porque los republicanos son la clase trabajadora, la que produce lo necesario para que los demócratas dedicados a disertar sobre las ciencias humanas, puedan vivir de los impuestos que pagan cumplidamente los empresarios republicanos.

Loading...

En el Congreso, la falta de gobernabilidad es total a pesar que, supuestamente, tiene una “mayoría” con el voto de la vicepresidente Kamala Harris. Los resultados de las auditorías realizadas en varios Estados que prueban el fraude electoral masivo, han hecho que varios del partido de Biden quieran marcar distancia para no verse involucrados en un delito que puede ser castigado con la pena capital y otros han decidido someterse al programa de protección a testigos para poder contar cómo se estructuró el plan para “salvar la democracia” robándose las elecciones que, ya fue relatado con lujo de detalles por la demócrata Molly Ball en la revista TIME.

El cambio climático y la supremacía racial blanca son las principales amenazas para los Estados Unidos, según Biden.

Lo que lo hace ser visto como un perfecto majadero por la Comunidad Internacional que desde ya se frota las manos porque sabe que el dinero de los contribuyentes estadounidenses va a volver a fluir como en la época de los Obama, para engrosar las arcas de los políticos locales y de todas las oenegés que se dedican a promover esas causas.

Biden parece dando tumbos en la formulación de la política exterior que ha creado un desbarajuste del Orden Internacional, que amenaza de manera seria la hegemonía estadounidense para siempre. Ese era el objetivo primordial de los países que interfirieron en el proceso electoral de noviembre del 2020, debilitar a Estados Unidos y sacar provecho de la posición a la defensiva del gobierno Biden que debe congraciarse con los que le hicieron conseguir los 80 millones de votos. Biden es un rehén de los que lo pusieron en la Casa Blanca.

El panorama a nivel local no es menos desastroso para los demócratas. Los terroristas que desataron la ola de destrucción y desestabilización durante el verano del 2020, justificados en la supuesta lucha contra el racismo, están cosechado sus logros.

En ciudades como Portland, Oregón se incrementó el número de homicidios el 800 %. En Oakland, California aumentaron el 132 % y en Minneapolis, Minnesota se dispararon el 113 %, después que una minoría de hampones se benefició por haber exigido la desaparición de la policía a los alcaldes del partido Demócrata proclives a favorecer a las economías ilegales y al hampa, por encima de los intereses de la gente trabajadora honesta.

Las migraciones internas han disparado la economía de Estados como Florida y Texas, dejando sumidos en la absoluta miseria a las ciudades que tuvieron la desgracia de tener un alcalde demócrata que acabó con la policía al dejarla sin fondos.

Las voces exigiendo un juicio político contra Biden se empiezan a oír con mayor insistencia, a lo que los demócratas más recalcitrantes han reaccionado diciendo que Biden, no es Biden. Que el Biden original no hubiera hecho nada de lo que ha hecho el Biden falso. Los más fanáticos demócratas han empezado a publicar fotos de Joe Biden antes que le hicieran la cervicoplástia y el tratamiento intensivo con botox, comparándolas con las fotos de ahora. Incluso, para darle más credibilidad a su teoría del “cambiazo”, las acompañan de dos firmas diferentes. Una de “antes de” y otra de “después de” del supuesto cambio.

También, y como parte del plan para evadir responsabilidades, están desplegado pancartas en los estadios que dicen “Trump Won” (Trump Ganó) tratando de insinuar que el presidente sigue siendo Donald Trump y no Joe Biden, para no tener que enfrentar a la justicia por la debacle que se avecina. Los días de Biden en la Casa Blanca, en donde casi no permanece, están contados. La caída de Joe Biden es inevitable.

 

Andrés Villota Gómez


Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Compartir
Continue Reading

Internacional

Mientras la rabiosa izquierda mundialista insulta a Bolsonaro… La economía brasileña ya recuperó todo el terreno perdido por la pandemia y atraviesa un boom de crecimiento

Published

on

Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Compartir

El ministro de Economía Paulo Guedes aseguró que Brasil ya se recuperó del impacto por la pandemia y que ahora volverán a impulsar la agenda reformista conformada con la disciplina fiscal, la baja de impuestos, la apertura comercial y las privatizaciones.

En un 2020 marcado por el shock de la pandemia y la caída en la actividad económica de todos los países del mundo, Brasil consiguió una exitosa gestión de la recesión y logró evitar casi la mitad del impacto recesivo que estaba previsto.

El ministro de Economía Paulo Guedes confirmó que la actividad económica ya alcanzó los niveles que tenía en febrero de 2020, antes de la pandemia y, a partir de ahora, todos los resultados económicos positivos serán parte de un proceso de crecimiento, no de un rebote estructural.

Loading...

El dinamismo económico y la bonanza en las expectativas bursátiles están ligadas al hecho que Brasil nunca fue sometida a estrictas cuarentenas a nivel nacional, al rápido proceso de vacunación masiva, y las expectativas de mejora en vista a las reformas que Bolsonaro prometió hacer antes que termine su primer mandato.

Con una situación epidemiológica relativamente controlada se garantiza que la apertura de la economía se mantenga razonablemente estable, por lo que esta expectativa lidera la confianza en Brasil.

Estamos viendo las reformas en marcha, renovando las capas de protección para la población brasileña, estamos despegando con la vacunación masiva. La expectativa es que toda la población adulta esté vacunada para septiembre“, dijo Guedes.

Guedes aseguró que el gobierno de Jair Bolsonaro volverá a tomar las riendas para ejecutar las reformas estructurales prometidas en campaña, las cuales pueden simplificarse en las siguientes pautas: el ajuste fiscal y la disciplina sobre las finanzas públicas, la baja de impuestos federales, la desregulación, la apertura comercial para exportaciones e importaciones, y el proceso de privatización de servicios públicos.

Paulo Guedes, super-ministro de Economía de Brasil.

Paulo Guedes se propone retomar la agenda reformista que había sido instalada en Brasil a principios de la década de 1990 y que había sido interrumpida parcialmente por el expresidente Cardoso, y posteriormente truncada en las administraciones socialistas del Partido de los Trabajadores.

Casualmente estos dos sectores conforman hoy una alianza en contra de Bolsonaro, y por lo tanto en contra de la agenda reformista.

El ministro de Economía buscó llevar confianza a los mercados y explicó que, a diferencia de lo que ocurría desde un principio, el presidente Bolsonaro actualmente posee un apoyo parlamentario lo suficientemente robusto como para llevar adelante las reformas que se plantean.

Aun con un parlamento mayoritariamente opositor en 2019, Bolsonaro había logrado una exitosa reforma previsional destinada a garantizar la solvencia fiscal intertemporal del sistema a partir de una dura negociación con la oposición.

Con los recientes cambios en las alianzas del Congreso, el Ministro de Economía promete impulsar la privatización masiva de servicios públicos, la desregulación de la economía y una auténtica reforma tributaria.

Esta última reforma supondría cambios en el impuesto a la renta para personas físicas y jurídicas. “Es cierto que tuvimos el apoyo de los parlamentarios en la reforma previsional en el primer año (de gobierno), pero no pudimos avanzar con privatizaciones, con marcos regulatorios, con reforma tributaria porque había mucho ruido, especialmente a causa de la pandemia”, expresó Paulo Guedes.

Para poder garantizar la reforma tributaria y la baja de impuestos, las autoridades prometieron un esquema de ajuste y reordenamiento para el sector público.

El déficit del Gobierno Federal en términos financieros (considerando intereses) comenzó a disminuir desde diciembre del año pasado, y cobró un mayor impulso corrector a partir de marzo de este año.


Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Compartir
Continue Reading

Internacional

el viejo gagá haciendo amigos: Biden rompe el protocolo diplomático al reprender a Boris Johnson

Published

on

Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La decisión de Biden no tiene precedentes, dice “The Times”, porque no es frecuente una reprimenda diplomática entre aliados.

El presidente Joe Biden pidió a sus funcionarios que reprendan por la vía diplomática al primer ministro británico, Boris Johnson, por “poner en peligro” el proceso de paz norirlandés a raíz del Brexit, según revela este jueves el periódico “The Times”.

La encargada de negocios de la embajada de Estados Unidos en el Reino Unido, Yael Lempert, se reunió con el negociador británico del Brexit, David Frost, para decirle que el Gobierno de Johnson estaba “inflamando” las tensiones en Irlanda del Norte y en la Unión Europa (UE) por la polémica sobre los controles comerciales en la frontera comunitaria, agrega el rotativo británico.

Loading...

La decisión de Biden no tiene precedentes, dice “The Times”, porque no es frecuente una reprimenda diplomática entre aliados.

Según pudo saber el rotativo, la reunión entre Lempert y Frost tuvo lugar el pasado día 3, pero sale a la luz horas antes de que Biden y Johnson mantengan su primer encuentro bilateral.

El diario agrega que la encargada de negocios pidió a Frost que el Gobierno llegue a un acuerdo negociado con la UE, incluso si ello implicase “compromisos impopulares”, y manifestó la “creciente preocupación” de la Administración americana.

Lempert es la diplomática de mayor rango en la embajada de Estados Unidos en Londres hasta que Biden nombre a su próximo embajador.

Esta información, además, es publicada un día después de que el Reino Unido y la UE celebrasen una reunión en Londres para superar los problemas por la frontera comercial entre Gran Bretaña e Irlanda del Norte tras el Brexit.

Al término de una reunión con el vicepresidente de la Comisión Europea (CE), Maros Sefcovic, Frost reconoció la falta de avances, si bien destacó que estos contactos han sido “sinceros” y seguirán.

En virtud del acuerdo del Brexit de 2020, Irlanda del Norte ha quedado en el mercado único, por lo que los controles aduaneros para las mercancías procedentes de Gran Bretaña (Inglaterra, Gales y Escocia) se hacen en los puertos norirlandeses, aunque se acordó que estos entrarían en vigor de forma gradual.

En virtud del protocolo norirlandés, la frontera comercial ha quedado situada en el mar de Irlanda a fin de evitar que los controles se hagan en la frontera terrestre entre la provincia británica y la República de Irlanda, para evitar una frontera física entre esos territorios y no perjudicar el proceso de paz.

Esta “frontera” ha provocado el descontento de la comunidad protestante probritánica de Irlanda del Norte porque, para ésta, supone separar a la provincia del resto del país.

A raíz de esto, el Reino Unido decidió de manera unilateral postergar la aplicación de las fases del protocolo hasta al menos este octubre.


Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Continue Reading

Cantabria

Los cuatro naufragios del Capitán: Dos héroes españoles que se odiaron hasta matarse

Published

on

Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Una historia de la España de los barcos de vapor y los duelos a muerte

Se nos ha dicho siempre que el siglo XIX fue una auténtica maldición para España, en el cual solo florecieron guerras civiles y diversos atrasos, en forma deporte unidades perdidas con respecto a otros países diciendo utilizaron más rápidamente. Y sobre todo que fue el siglo en el cual liquidamos nuestro imperio, empezando el siglo con la pérdida de toda la América del Sur y terminando con el robo de nuestras últimas provincias de Ultramar. Sin embargo, tras un análisis más serio de la historia, he podido darme cuenta de que esto dista mucho de ser real.

Ni éramos tan tontos ni tan malos ni tan crueles y mezquinos como nos pintan, sino más bien todo lo contrario, si tenemos en cuenta que el siglo XIX vio nacer las primeras industrias modernas de nuestra patria e instituciones de tanta solera y utilidad como la Guardia Civil, cuya callada labor ha sido vital para el desarrollo económico y social de España. Y con inventos tan extraordinarios como un submarino perfectamente operativo y capaz de lanzar torpedos contra buques enemigos. Una ventaja que tuvimos antes que nadie, gracias a un héroe anónimo llamado Isaac Peral, pero que incomprensiblemente no estuvo a. Para entrar en combate contra los Yankees que nos robaron Cuba y todo lo demás.

Loading...

Los cuatro naufragios del Capitán: la historia de un lobo de mar en tiempo de traiciones, plagas y corrupción

Un simple submarino hubiera podido poner fuera de combate a toda la Marina Yanqui sin necesidad de hacer ese ataque kamikaze, en Santiago de Cuba, que ordenaron los políticos a nuestros valientes marinos. Una auténtica traición criminal que perpetraron mientras les secuestraban el arma definitiva que podría habernos hecho a recuperar el dominio total de los mares. Porque no es sólo que podríamos haber evitado la pérdida de esas últimas provincias de Ultramar, sino que podríamos haber incluso regulado el comercio marítimo y arrebatarles esa superioridad a los anglosajones. Esa mano negra que sigue manejando hoy en día los asuntos de nuestro país, con esos partiditos tan turbios y esa monarquía modernilla, tan obediente y tan sumisa a los dictados de potencias extranjeras.

Antiguamente, por lo menos, contábamos con una resistencia verdadera de así es que tuvieron que tomarse la molestia de cargarse a nada menos que cinco presidentes del Gobierno intentarlo con otros cuantos más. Tambié se han registrado atentados mortales contra Alfonso XIII o Franco, qué son menos conocidos porque no tuvieron éxito, y todo porque hay interesada en qué España no se despierte de una siesta en la que van robándonos, por la espalda, mientras nos distraen con falso reyes, políticos y profetas.

En este tiempo fundamental, en que España todavía tenía oportunidades de volar sola y ser autosuficiente en todo… Cuando todavía no éramos mendigos de banqueros extranjeros, que nos ofrecen ayuditas y paguitas… Cuando todavía teníamos un Ejército y no una especie de contrata extranjera, que se dedica a ir a molestar a los pobres rusos en su territorio y a hacer de ONG extraña, por el mundo, mientras en la Patria nos roban nuestras queridas Islas Canarias y en general nos roban absolutamente todo… Cuando todavía éramos un país soberano independiente, aunque sufriéramos una lenta decadencia que un atajo de traidores aceleraba y acelera, todavía hoy, desde la cúspide del poder.

Los cuatro naufragios del Capitán: la historia de un héroe popular de Santander y Cuba

En este tiempo convulso, pero todavía esperanzador, nació en Santander uno de esos héroes españoles desconocidos. Un personaje al que no querría más si no fuera hermano de mi tatarabuela, puesto que los héroes son familia de todos. Teodosio Ruiz González.

Un marino de corazón, cuyo amor por la mar y los barcos le hicieron renunciar al seminario en el que estudiaba de joven y hacer la carrera profesional de marino mercante. Un trabajo mucho más duro todavía que el actual oficio de navegante, puesto que estamos hablando de los barcos de vapor que había previamente al Titanic.

Pocos años más tarde, al otro lado del Atlántico, separado por todo un mar de circunstancias diferentes, nacería poco después su gran enemigo. Diego Martín Veloz. Un buscavidas digno de un relato de la picaresca española, todavía en esta época daba sus buenos exponentes.

Cubano de nacimiento, se alistó muy joven al ejército español en la isla y fue condecorado por la defensa de la única bandera que no cayó en poder del enemigo. El niño Martinillo, lo llamaban, y por actos de valor llego a teniente, grado con el cual paso a la reserva en la madre Patria, a la cual se auto exilió tras la victoria de los Yankees. Y ahí empezaron sus aventuras más famosas, pues de héroe y soldado desconocido pasó a ser un auténtico rey del hampa peninsular.

Los cuatro naufragios del Capitán: una historia de las grandes traiciones a España, que todavía pagamos

Nuestro protagonista nace un 28 de mayo de 1870, pocos meses antes de uno de los acontecimientos más olvidados pero más importantes de nuestra reciente historia. El asesinato de uno de los mayores estadistas que ha tenido nuestro país, asesinado por esa mano negra que siempre actúa en el poder. Y según la versión oficial, casi siempre mentirosa, fue un simple atentado terrorista y nada más, pero la reciente investigación que hizo del historiador y criminalista Abellán hace poco demuestra más bien que el trabajo que no terminaron los sicarios, en la calle del turco de Madrid, lo remataron los propios amigos y compañeros de gobierno de Prim en su propia casa y en su propio lecho, donde fue apuñalado por la espalda y estrangulado a lazo, en un clarísimo asesinato ritual masónico.

Y así fue cómo se cargaron al primer gran Presidente de esta tanda de magnicidios que se cebaron, curiosamente, en los mejores políticos que hemos tenido en siglos XIX y XX. Cánovas y Canalejas serían abatidos un poco después, todos ellos relacionados directamente con la última defensa del Imperio. Y quedó detrás toda la basura de vendepatrias que regalaron todo el territorio español que asomaba de la Península, salvo las Islas que todavía conservamos, aunque me temo que no por mucho tiempo, en el caso de Canarias. Un territorio tan español como lo sigue siendo Cuba o Puerto Rico y como lo fue en su día Filipinas, antes de que los yanquis llevaran a cabo uno de los genocidios más desconocidos de la Historia. Con políticos así, no hace falta tener enemigos, pero la pregunta es: ¿tenemos héroes, para compensar, como el protagonista de Los cuatro naufragios del Capitán?


Comparta este artículo.
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Continue Reading

Accede al canal de YOUTUBE de Inés Sainz

Radio Cadena Española

¿Quiere recibir las últimas noticias en TELEGRAM?

ESCALPELO LITERARIO Y CINÉFILO

LOS LÍMITES DE LA MENTE

LA BANDERA ESPAÑOLA

getfluence.com
Advertisement
Advertisement
Advertisement

Copyright © 2020 all rights reserved alertanacional.es

Translate/Traducir »
<-- PAUSADO PROPELLER -->