Connect with us

Cine y Televisión

Los actores progres que aplaudieron a Jesús Vidal en los Goya no habrían dudado en abortarlo

Published

on

Comparta este artículo.

Los políticamente correctos tienen la piel muy fina y la cara demasiado dura. El erratismo moral e intelectual de esta época queda establecido sobre todo por el uso de la corrección política como herramienta de aniquilación masiva. Se trata sobre todo de penalizar lo evidente si lo evidente desafía el cúmulo de dogmas que han sido dictadas para que lo blanco sea negro y viceversa. Es decir, llamar negro a un negro es políticamente incorrecto. Llamar blanca a una persona de raza blanca es un silogismo sin refutación inquisitorial alguna. Suele ocurrir que en tiempos de profundísima crisis moral y existencial, que casi siempre marcan el preludio de un final tan amargo como el acíbar, lo capcioso y lo correcto dependen del significado que la élite dominadora quieran darle.

Jesús Vidal, premio Gora al actor revelación, fue vitoreado con estruendo por los mismos que no hubiesen dudado en abortarlo.

Si el punto de vista de la corrección política nos obliga a admitir que el sueño de cualquier padre o madre es serlo de un niño o una niña con discapacidad, me pregunto entonces por qué esos que jalearon a Vidal callaron como putas cuando el concejal de Podemos en Madrid, Guillermo Zapata, sostuvo que el hecho más doloroso de su vida fue el aborto al que indujo a su chica. ¿Y por qué indujo Zapata a abortar a “su chica”? ¿Cuál fue el pretexto alegado para el aborto? Pues que “el el feto” venía, el pobre, con síndrome de Down.

Ocioso es apuntar que ninguno de los progresistas que han hecho suya la inclusividad y la visibilidad reclamada en los Goya, se  sintieron consternados con la imagen del niño abortado de Zapata, privado del derecho a nacer por padecer la misma enfermedad que padece el jaleado Vidal.

Los que callaron ante el brutal aborto del hijo de Zapata son el prototipo de personas absolutamente típicas de la izquierda: quieren para los demás lo que no quieren para ellos. Pero es que además, esta colección de hipócritas cuentan con la ventaja de un sistema que oculta o trivializa sus constantes contradicciones en el orden moral. Como por ejemplo pasar por alto la actitud del político progresista que, en un acto explícito y voluntario, decide poner fin a la vida de su propio hijo por padecer esa misma enfermedad. Eso sí, subrayando en una carta pública que aquello fue el hecho más doloroso de su vida.

“Pues amarga es la verdad, quiero echarla de la boca”, sostenía el conocido verso de Quevedo. Cada uno tiene su verdad. Algunas sin embargo pueden ser defendidas en público y otras no tanto. Las nuestras no cuentan con el favor de los amos del momento. Son verdades políticamente incorrectas, acaso la mejor forma de que sean consideradas verdades auténticas. Seguir defendiéndolas no es tarea fácil. Pero alguien tiene que hacerlo porque de lo contrario, el espacio público habrá sido tomado y controlado por quienes pretenden construir un nuevo orden sobre los retales de un puñado de mentiras. O de falsas verdades. Eso sí, tan “políticamente correctas” como terminar abortando a un niño con el síndrome de Down si eres progresista y aplaudir a raudales a un actor con el síndrome de Down, en un ejercicio de postureo repugnante y vomitivo. Como lo son la mayoría de los actores progres españoles.

https://www.youtube.com/watch?v=dEfK2ix4wm8


Comparta este artículo.
Advertisement
Deje aquí su propio comentario

Cine y Televisión

Basura cultural francesa entrando en los hogares… ¿Pedofilia en Netflix? El escándalo de la película ‘Cuties’

Published

on

Comparta este artículo.

La nueva producción original francesa ‘Cuties’ que estrena en Netflix revolucionó Internet y no por un buen motivo. El tráiler de la película hizo que cientos de miles de usuarios acusen a la compañía de incentivar la pedofilia. En tanto, ya hay un petitorio en la plataforma Change.org para demandar que el estreno sea cancelado.

Netflix estrena este 9 de septiembre una película con la que muchos no están nada contentos. Se trata de ‘Cuties’, producción francesa dirigida por la cineasta de ascendencia senegalesa Maïmouna Doucouré, cuenta la historia de una niña de 11 años que conoce a un grupo de chicas que bailan y se les quiere unir.

Sin embargo, no es el argumento de la película lo que alarmó a cientos de miles de usuarios en todo internet. En el tráiler, lanzado por la compañía audiovisual el 18 de agosto, muchos observaron una hipersexualización de sus protagonistas, cuatro chicas de 11 años.

​En Youtube, el tráiler lleva casi 900.000 visualizaciones y más de 154.000 dislikes, y los comentarios que acusan a la producción que incentiva la pedofilia se acumulan en todas las redes sociales.

​»¿Cómo demonios los ejecutivos de Netflix permitieron que pasara una cosa así?», escribió un usuario.

​»@Netflix, ¿qué les pasa? ¿Niñas de 11 años haciendo twerking?», publicó alguien más.

​En tanto, hay un petitorio en la plataforma Change.org para que suspender el estreno del largometraje, que lleva juntadas ya 141.000 fimas, y deben obtener 150.000.

«La nueva película de Netflix que se estrenará el 9 de septiembre, que en inglés se titula ‘Cuties’ y en el español ‘Guapis’ se trata de un grupo de niñas de 11 años, vestidas como showgirls y bailando como bailarinas exóticas para el placer de los adultos. Nótese la descripción misma que Netflix provee en la imagen: ‘Amy tiene once y quiere pertenecer a un grupo de chicas de su edad que bailan sensualmente, entonces empieza a explotar la feminidad y desafiar a su familia religiosa'», reclama el petitorio.


Comparta este artículo.
Continue Reading

Cine y Televisión

Guillermo Toledo I el Rojo, en el templo del capitalismo: la Clínica Ruber de Madrid

Published

on

Comparta este artículo.

 


Cuenta la leyenda, que si a las 12 de la noche uno abre un navegador, entra en Google, y busca “Personaje vivo más abyecto, miserable, ruin, nauseabundo, deleznable y traidor”, Google se vuelve loco y empieza a vomitar en su pantalla la foto que abre este artículo.

Efectivamente, vamos a hablar de Guillermo, alias “Willy” Toledo.


Es curioso como toda esta caterva de rojos procubanos y bolivarianos de pro, que tanto defienden la sanidad pública, que insultan de las maneras más soeces a los que no pensando como ellos, siempre y en todas las ocasiones son “fachas”, en cuanto tienen el menor síntoma de algún divieso, golondrino, pústula o verruga genital, o incluso casos graves de miasmas catarrales acuden a velocidad terminal a los mejores centros de medicina privada que son capaces de encontrar en 500 kms a la redonda.

 

Ahí tienen a la familia Monst… perdón, a la familia Bardem, que cuando Penélope comenzó los “trabajos” de parto (lo de trabajos es un decir; cuentan que había dos enfermeras empujando por ella, mientras ella dormía el sueño de la anestesia) no dieron un lugar más obrero, popular, comunista y público que la clínica más cara del mundo: el “Mount Sinai”.

Mucho más cerca, y desde luego en otro rango económico, los más miserables artistillas, titiriteros y pazguatos comicastros de quinta división que adornan y solazan nuestra Patria se limitan a acudir a clínicas de gran renombre, pero de nivel local; algo más cañí, como si dijéramos.

Que tampoco podríamos calificar de lujosas y “chic”, porque en una de ellas sufre entre las garras del coronavirus la vicepresidenta del gobierno, Carmen Calva. Perdón. Calvo. El atún no: la Vice.

El caso es que un lector nos ha hecho llegar esta descacharrante imagen en la que encontramos al dilecto señor Toledo, Guillermo, mirando con chulería de Villaverde (bajo) a la cámara del móvil que le retrata, mientras guarda turno -muy educadamente, parece- para ser atendido en la conocidísima “Clínica Ruber” de Madrid.

No parece que acuda por un caso de coronavirus, pero desde aquí le deseamos una pronta mejoría de todo lo que le aqueje. Ustedes… ya me entienden.


Comparta este artículo.
Continue Reading

Cine y Televisión

El PP critica la información de RTVE sobre la cacerolada contra el Gobierno

Published

on

Comparta este artículo.

El Grupo Parlamentario Popular ha criticado este domingo la información ofrecida por RTVE sobre la cacerolada que numerosos ciudadanos protagonizaron la noche del sábado contra el Gobierno por su gestión de la crisis del coronavirus, lo que ha considerado un caso de «malas prácticas».

En un comunicado, los populares informan de la presentación de una batería de preguntas escritas sobre este asunto por parte de la portavoz adjunta, Macarena Montesinos, y el portavoz del PP en la Comisión Mixta de RTVE, Eduardo Carazo.

La corporación pública, según ese grupo parlamentario, “ha pasado de puntillas” sobre esta protesta ciudadana, a la que se sumaron anoche ciudadanos de muchas localidades que hicieron resonar su protesta desde ventanas y balcones para criticar al Gobierno por el manejo de la crisis sanitaria y económica causada por la pandemia.

Montesinos asegura que en el informativo de anoche «solo se dedicaron unos segundos, sin apenas sonido, a dicha protesta espontánea, cuando unos días antes habían dedicado una pieza íntegra a la cacerolada contra el rey».

La nota critica otros casos, como «la no emisión íntegra» de la declaración de Pablo Casado tras conocerse las medidas del estado de alarma, la «ocultación» de su intervención tras su reunión telemática con los presidentes autonómicos populares y la entrevista «a un enfermero cercano a Podemos en el hospital de La Paz como si fuera representativo del sector».

En este sentido, Macarena Montesinos ha denunciado “una campaña de blanqueo de TVE a la pasividad, ineficacia e improvisación del Gobierno tratando de ocultar cualquier crítica, cuando hay un clamor popular de indignación”.


Comparta este artículo.
Continue Reading

Cine y Televisión

Un ex actor infantil de TV3 insinúa que el Ejército pudo contaminar el Aeropuerto de Barcelona para «matar catalanes»

Published

on

Comparta este artículo.

El actor Ramón Peris, que se hizo popular en la década de los 90 al interpretar al personaje de ‘Petri’ en el Club Súper 3 de TV3, ha acusado en twitter al Estado español de querer matar a catalanes y ha insinuado que el Ejército podría haber envenenado el aeropuerto.

“¿Quién puede asegurar que lo que roció ayer el Ejército en el Aeropuerto del Prat no era un contaminante? Estrategias y técnicas modernas para diezmar al enemigo sin bombardearlo”, ha dicho.

“España no tiene compasión ni decencia contra los habitantes de Cataluña. Nos roba el dinero y la vida”, ha indicado igualmente.

“El Estado español maltrataba, maltrata y maltratará siempre a Cataluña porque la considera la puta que debe complacer sus caprichos machistas”, ha afirmado también.


Comparta este artículo.
Continue Reading

Radio Cadena Española

¿Quiere recibir las últimas noticias en TELEGRAM?

ESCALPELO LITERARIO Y CINÉFILO

LOS LÍMITES DE LA MENTE

LA BANDERA ESPAÑOLA

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Translate/Traducir »