Detenido en Las Palmas un presunto yihadista que había fotografiado ya una oficina LGTBI - ALERTA NACIONAL
Connect with us

Islas Canarias

Detenido en Las Palmas un presunto yihadista que había fotografiado ya una oficina LGTBI

Published

on

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

Loading...

En los últimos meses había fotografiado la sede de una asociación LGTBI de Las Palmas, colectivo hacia el que había mostrado una especial aversión durante su intensa actividad en internet, en la que además elogiaba los atentados del 11-S. el 11-M y los de 2017 en Cataluña.

La aceleración de su radicalidad detectada por la Policía Nacional ha desembocado en su detención y puesta a disposición uudicial en la Audiencia Nacional este viernes, que ha dictado prisión preventiva para el arrestado.

El presunto yihadista es un varón de 35 años y nacionalidad española, convertido al islam a raíz de la masacre del 11-M, que mantenía contacto con otros conversos detenidos en Colombia y Argentina en 2018 y al que se imputan delitos de colaboración y autoadoctrinamiento.

Llevaba tiempo siendo seguido por las fuerzas de seguridad, a pesar de que, según informa el Ministerio del Interior en un comunicado, el sospechoso se preocupaba de llevar una estética occidental sin signos de radicalidad en sus ropas o en su rostro y se jactaba de ello en sus comunicaciones.

En el registro practicado en su domicilio los agentes han encontrado gran cantidad de material sobre el terrorismo yihadista: vídeos con juramentos a DAESH por parte de otros yihadistas, vídeos con ejecuciones y material gráfico en donde se aprecian armas, vestimentas de combate y otros materiales de guerra.


Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Advertisement
Loading...
Deje aquí su propio comentario

Islas Canarias

Marruecos amplía sus fronteras marítimas e ‘invade’ aguas de Canarias

Published

on

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

Loading...

Los países son soberanos no solo sobre su territorio, sino también sobre las 12 primeras millas náuticas (22 kilómetros) a partir de su costa. Este es el llamado mar territorial, y sobre él manda cada Estado.

Luego, y desde las 12 hasta las 200 millas, cada país puede establecer una Zona Económica Exclusiva (ZEE), como la de España en Canarias, una zona que el Estado es el único que puede administrar, explorar, conservar y explotar. Pero aún hay una tercera posibilidad, la de solicitar la ampliación de la plataforma continental, lo que extiende el mar soberano hasta las 350 millas náuticas siempre que se demuestre, con informes geográ?cos, oceanográ?cos y jurídicos, que efectivamente el territorio submarino es continuidad de la zona terrestre sobre la que se ejerce la soberanía. España registró en 2014 su solicitud ante la ONU, pendiente de resolver, para que se le reconozca la ampliación de su plataforma continental en Canarias (ver mapa superior). En el documento España reconoce los solapamientos con las áreas de in?uencia portuguesa (por Madeira) y del Sahara Occidental. Esto dejaría bajo el control nacional una zona de 220.000 kilómetros cuadrados de gran riqueza natural.

¿QUÉ PRETENDE MARRUECOS?

Exactamente lo mismo que España: fijar su mar territorial y su ZEE y establecer un argumentario sobre el que sostener una nueva solicitud de ampliación de su plataforma continental (ya hizo una primera solicitud a remolque de la estrategia de España). El problema no solo está en que se solapan las áreas de influencia de ambos países, sino en que, además, el reino alauí toma como referencia para recalcular su frontera marítima los territorios ocupados del Sahara Occidental. Ni España ni Marruecos tienen capacidad para establecer su Zona Económica Exclusiva sin pisar la del otro, de ahí que hasta ahora, y a falta de acuerdo, Madrid y Rabat se hayan regido por la mediana, esa línea imaginaria que delimita las aguas entre la costa marroquí y la de las islas más orientales del Archipiélago en dos mitades equivalentes. Este acuerdo tácito sirvió, por ejemplo, para que cada país hiciera prospecciones petrolíferas en su lado de la mediana sin mayor problema. Pero lo que está ahora en juego es un negocio multimillonario.

¿QUÉ HAY BAJO EL MAR?

Telurio, cobalto y otros metales altamente valorados por la industria tecnológica es lo que yace bajo las aguas en disputa de España y Marruecos. De los volcanes submarinos de previsible riqueza, el único que no queda dentro de las 200 millas de la ZEE española es ‘Tropic’, al que los estudios señalan como la mayor reserva natural de telurio conocida hasta la fecha. Unas 2.600 toneladas de un metal que se paga a entre 200 y 500 dólares por kilo. Al quedar fuera de la ZEE, España solicita la extensión de su plataforma continental, de modo que también ‘Tropic’ quedaría bajo soberanía nacional. Claro que Marruecos también pugna, y para ello emplea el territorio ocupado del Sahara Occidental para recalcular su frontera marítima.

Marruecos ha decidido ampliar su frontera marítima hasta invadir aguas canarias. El reino alauí ha delimitado en dos leyes que ya han sido aprobadas en comisión parlamentaria el espacio marítimo que geográficamente comparte con España y Mauritania. El mapa dibujado por el país vecino implica el solapamiento de intereses en una amplia extensión al suroeste del Archipiélago, la zona en que se encuentra el monte submarino Tropic, cuyos recursos naturales quieren explotar ambos Estados. El nuevo reparto que pretende Marruecos no solo supone afianzar su control sobre el Sahara Occidental, ya que para el cálculo de la frontera marítima tiene en cuenta los territorios ocupados, sino que, además, reabre así el histórico conflicto con España en medio del cual están también los intereses del Archipiélago. De hecho, ni el Gobierno de Canarias ni el Ministerio de Asuntos Exteriores han ignorado el órdago de Rabat y ya han avisado que no le permitirán que hurte “ni una sola milla” a las Islas. Con todo, y más allá del conflicto político, las intenciones de Marruecos chocan con el derecho internacional, que veta cualquier tipo de vía unilateral y que consagra el establecimiento de las fronteras marítimas entre países colindantes al acuerdo entre ambos Estados. Sin este preceptivo acuerdo, las fronteras marítimas tienen como límite la mediana entre ambos territorios, esa línea imaginaria que divide la franja de agua entre Marruecos y las islas orientales de Canarias en dos mitades iguales.

Las leyes con que Marruecos pretende apropiarse de parte de las aguas de la región han sido aprobadas por unanimidad en la comisión de Asuntos Exteriores de la Cámara de Representantes, la equivalente al Congreso de los Diputados. La unanimidad en torno a la delimitación de la frontera marítima incluyendo los territorios ocupados del Sahara Occidental es un nuevo gesto de fuerza ante la comunidad internacional. Ni España ni Naciones Unidas reconocen la soberanía marroquí sobre lo que en el reino alauí llaman las provincias del sur, lo que no ha obstado para que Rabat haya afianzado año a año el control del territorio, algo que ahora quiere extender también al espacio marítimo.

Sin embargo, si bien la comunidad internacional ha aplicado una política de laissez faire (dejar hacer) en lo relacionado con el Sahara Occidental, una política alimentada por el hecho de que la antigua potencia administradora, España (que sigue siéndolo), se ha mantenido al margen, no ocurre lo mismo con el espacio marítimo. Ahí los intereses de Marruecos chocan directamente con los de Canarias y España, tanto en términos estrictamente políticos, dado que el Estado no puede permitir que un país tercero delimite unilateralmente un espacio geográficamente común, como en términos económicos, dado que la zona en disputa contiene materias primas cuya explotación puede reportar pingües beneficios. En la zona en cuestión está sumergido, entre otros, el monte Tropic, un antiguo volcán que hoy es una reserva natural de metales tan apreciados por la industria tecnológica como el telurio o el cobalto. En definitiva, una fuente de riqueza a la que ni España ni Marruecos están dispuestos a renunciar.

En Rabat son conscientes de ello, de ahí que su ministro de Exteriores, Naser Burita, se haya apresurado a precisar que Marruecos está abierto al diálogo con España para solucionar el “solapamiento” de intereses, “especialmente en lo relativo a las islas Canarias”. “Marruecos no impone una política de hechos consumados, y no está cerrado al diálogo con España ni con Mauritania para resolver cualquier problema a través del consenso”, ahondó Burita en declaraciones recogidas por Efe. Sin tomar como referencia los territorios ocupados, Tropic queda fuera de cualquier ambición marroquí. Por eso Rabat ya no calcula su espacio marítimo a partir de la ciudad de Tarfaya, sino que en las nuevas leyes toma como punto de referencia la localidad de La Güera, al sur del Sahara Occidental. Así mata dos pájaros de un tiro: consolida de facto su control sobre los territorios ocupados y se lanza a una carrera con España, y por extensión Canarias, por la futura explotación de Tropic.

Hay que recordar que España solicitó en 2014 a la ONU la ampliación de la plataforma continental de Canarias a 350 millas, lo que pondría bajo el control y la explotación nacional un territorio submarino de más de 200.000 kilómetros cuadrados (casi la mitad de la España continental). Y en ese territorio están Tropic y toda su riqueza. Ya la solicitud española, pendiente de resolverse, preveía la colisión con el “área potencial del Sahara Occidental”, que no Marruecos, al que se evitó nombrar en el documento enviado a la ONU. Ahora el reino alauí considera que su nueva normativa le servirá para defender ante los organismos internacionales la ampliación de su plataforma continental, lo que choca con los intereses españoles y canarios.

Los Gobiernos central y regional ya advirtieron ayer que no consentirán que Marruecos se apropie “ni una sola milla” de las aguas canarias. Desde el Ministerio de Asuntos Exteriores explicaron que en la delimitación de las aguas de países colindantes debe regir, “como siempre”, lo estipulado en su día en la Convención del Mar de Naciones Unidas. Es decir, el acuerdo entre Estados. A falta de ese acuerdo, las leyes del reino alauí están vacías de todo contenido, tal como corroboró el profesor de Derecho Constitucional de la Universidad de La Laguna Vicente Navarro Marchante. Y lo seguirán estando mientras España las refute ante la ONU, algo que hará en cuanto el Ejecutivo marroquí eleve su propuesta para delimitar las aguas al organismo internacional. En el diálogo bilateral que mantienen ambos países “se incluyen, naturalmente, las cuestiones relativas a la delimitación de las aguas”, cuestiones, agregaron desde el Ministerio, que siguen estando en stand by por más que el país vecino haya decidido dibujar su propio mapa. “No cabe la unilateralidad en materia de delimitación de las aguas entre países colindantes”, resumió el profesor Navarro.


Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Continue Reading

Islas Canarias

Marruecos se aprovecha de la descomposición del Estado español delimitando a Canarias como aguas marroquíes

Published

on

Diario de Avisos
Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

Loading...

La expansión marítima que quiere hacer Marruecos ha levantado gran revuelo en las Islas. La decisión de ampliar su frontera unilateralmente repercute directamente a Canarias, y por tanto a los intereses de España, pues quedará dentro de la nueva zona delimitada por parte del país africano como aguas marroquíes. Aprovechando la incertidumbre política del país, igual que hicieran cuando ocuparon el Sáhara Occidental en los últimos días de vida de Franco, Marruecos ha roto un pacto diplomático no escrito.

¿Por qué expande Marruecos su frontera marítima?

Esta decisión que ha tomado el reino alauí no está tomada a la ligera. Las 350 millas a las que aspiran ampliar su frontera pueden llevarlos a reclamar, al igual que lo hace España, la propiedad de los recursos naturales de Tropic, que hoy día es como la isla del tesoro del Océano Atléntico. Tropic es un monte submarino que salió a la luz en 2017, y alberga las mayores reservas conocidas de varios minerales -como el telurio o el cobalto- que serán claves en la revolución verde que se espera que venga, imprescindibles para fabricar coches eléctricos o paneles solares.

Geológicamente, esta montaña submarina es una de las más antiguas de las que componen la ‘Provincia Volcánica de las Islas Canarias en el Océano Atlántico’. Tropic se sitúa al sudoeste de Canarias -a 499 kilómetros de la isla de El Hierro- y se encuentra a 1.000 metros de profundidad, si bien se cree que antiguamente pudo haber llegado a ser una isla que ahora permanece hundida. El descubrimiento de este monte, y otros siete más que también están bajo mar, ha ayudado a conocer el origen de las islas, pues se creen que son “descendientes” de ellos, conociéndose como una de “las Abuelas de Canarias”.

El ministro de Exteriores del Reino de Marruecos, Nasser Burita, reconocía ayer la posibilidad de “colisión” con las aspiraciones de otros países explicando que, mediante diálogo, “se podría pensar en zonas de cogestión y coexplotación”.

¿Qué es lo que hay en Tropic?

Principalmente, telurio. La importancia de este elemento, el número 52 de la tabla periódica, radica en su uso especial en el sector de la industria electrónica, ya que se trata de un elemento con grandes capacidades de conectividad y es imprescindible para la fabricación, por ejemplo, de paneles solares. En Tropic está el mayor yacimiento del mundo de este mineral con, potencialmente, unas 2.670 toneladas -equivalente al 10% de toda la reserva mundial- y la Unión Europea la considera formalmente como una “materia prima estratégica”.

¿De quién es el mar?

Según la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar de 1982, todo país es soberano sobre las doce primeras millas de mar -22 kilómetros- desde su costa. A esto se le conoce como “mar territorial”, y sobre él, cada Estado puede ejercer su soberanía sobre el espacio aéreo, marítimo, terrestre y submarino.

A partir de ahí, y hasta las 200 millas, equivalente al tramo de 22 a 370 kilómetros de la costa, cada país puede establecer su zona económica exclusiva (ZEE). En ella, cada Estado puede explorar, extraer, conservar y administrar los recursos naturales del mar y del subsuelo, incluyendo animales, minerales y energía.

Por último, cada Estado tiene la posibilidad de solicitar a las Naciones Unidas una ampliación de su plataforma continental para extender sus derechos sobre el subsuelo hasta las 350 millas náuticas -648 kilómetros- en un procedimiento reglado y justificado.

Madrid ha solicitado formalmente este último caso a la ONU para el caso de Canarias, alegando, con informes científicos, que geológicamente el subsuelo al sudoeste de El Hierro no corresponde al continente africano sino a la prolongación natural del archipiélago, con múltiples montes submarinos formados por el mismo vulcanismo que formó Canarias.

¿Qué ocurre cuando se solapan dos países como Marruecos y España?

En el caso de que el mar, según esta convención, pueda pertenecer a uno o más países se abre una negociación entre ellos. Por norma general, se establece una mediana que separe las aguas de manera equitativa, aunque, en caso de no haber acuerdo, puede terminar en una corte internacional.

En el caso de Marruecos y España no hay distancia suficiente para que ninguno de los países se reserve las 200 millas de la ZEE. No obstante, tanto el Gobierno español como el alauí han respetado siempre, sin tener ningún acuerdo formal, una mediana imaginaria que delimita las aguas de cada país.

Esto se ha aceptado y no se ha vulnerado en momentos clave como, por ejemplo, cuando en 2015 Marruecos autorizó prospecciones petrolíferas en su lado de esa mediana imaginaria y España lo hizo en el suyo.

¿El agua con la que negocia Marruecos es suya?

Es una de las principales claves de este problema y una gran controversia desde hace mucho tiempo. Ç

Para la ONU, el Sáhara Occidental es un territorio en proceso de descolonización desde 1960, aún siendo provincia española. Quince años más tarde, en 1975, Marruecos lo ocupa aprovechando el fallecimiento de Francisco Franco y, desde entonces, lo considera parte de su país. Sin embargo, las Naciones Unidas no reconocen este territorio como marroquí.

La clave del problema está en que, ahora, desde Rabat se negocia expandiendo también las aguas del Sáhara Occidental, que no le pertenecen y, por lo tanto, no tienen ningún derecho sobre ellas.

Reacciones de políticos canarios

Ante la aprobación de esta iniciativa en Rabat, a la que le falta pasar por el plenario -que se considera un mero trámite-, la preocupación y la indignación se apoderaron de los políticos canarios. El senador Fernando Clavijo (CC) demandaba al Ministerio de Exteriores una respuesta y saber qué medidas tomará el Gobierno central ante este órdago. Por su parte, Pedro Quevedo (NC), ha exigido al Gobierno una reacción de manera urgente y “contundente” ante un “acto de agresión insólito”.

Asimismo, el presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, aprovechó su estancia en Madrid durante el día de ayer para conversar de este tema con el ministro, exponiendo que existe un “compromiso del Gobierno de España y del de Canarias de elevar la voz” en caso de que Marruecos “toque una sola milla de las aguas canarias”.


Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Continue Reading

Islas Canarias

Toda la isla de Tenerife se queda sin luz por un apagón

Published

on

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

Loading...

La isla de Tenerife ha sufrido este domingo un apagón general del suministro eléctrico en toda la isla, según confirmó el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife.

La alcaldesa capitalina, Patricia Hernández, explicó mediante un tweet en su cuenta oficial que Endesa le había comunicado que podrían tardar unas seis horas en restablecer el servicio.

Sobre las 16.30 horas, el servicio empezó a restablecerse y 40.000 clientes habían recuperado ya el servicio. En concreto, el Ayuntamiento capitalino ha explicado que barrios como Azorín, Chimisay Bajo, Acorán, La Salle, San Antonio y la zona de la piscina ya contaban con fluido eléctrico sobre las 18.00 horas.

En un principio, Endesa indicó que se habían revisado todas las centrales eléctricas dependientes de esa compañía y todas funcionaban con normalidad y no había ninguna incidencia en ellas. Posteriormente, Red Eléctrica reveló que el apagón se debió a un incidente en la subestación de Granadilla de Abona. Red Eléctrica analiza las causas de que el denominado ‘cero energético’ se haya propagado a toda la isla.

Ciudadanos sorprendidos

El apagón se inició sobre las 13.00 horas (14.00 horas en la península) se ha producido el gran apagón, lo que ha sorprendido a vecinos y conductores de toda la isla, a los que se les solicitó precaución al estar los semáforos sin energía.

Asimismo, la Policía Local capitalina movilizó a sus efectivos en la ciudad para facilitar el tráfico en Santa Cruz. Mientras, el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (Cecoes), 112 Canarias, ha señalado que el servicio funciona con normalidad y que se están atendiendo las llamadas de emergencias, sobre todo de personas atrapadas en ascensores y garajes. De hecho, el Consorcio de Bomberos de Tenerife ha realizado más de 70 intervenciones en ascensores del área metropolitana de Santa Cruz.

Sin incidencias en carreteras ni hospitales

El Cabildo de Tenerife, por su parte, ha explicado que está en contacto con la compañía y que el apagón no ha producido incidentes en las carreteras, encendiéndose los generadores de emergencia con normalidad. Tampoco ha habido consecuencias en servicios básicos y de emergencia como hospitales, donde se ha podido seguir trabajando y atendiendo a pacientes.

Además, el Tranvía de Tenerife no está operativo y sus vehículos están parados aunque sin afectar a la circulación.

Sin embargo, el tráfico aéreo no está afectado por el corte de luz y las operaciones se mantienen con normalidad, ha informado un portavoz de AENA, ya que los aeropuertos de Tenerife Norte y Tenerife Sur están operando con grupos electrógenos.


Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Continue Reading
Advertisement
Advertisement
Advertisement

Copyright © 2019 all rights reserved alertanacional.es

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
ArabicBulgarianChinese (Simplified)DanishEnglishFinnishFrenchGermanGreekItalianNorwegianPortugueseRomanianRussianSpanishTurkish
A %d blogueros les gusta esto: