Connect with us

Comunidad de Madrid

Vox da al PSOE la Alcaldía de Colmenar de Oreja tras acusarle de pactar “con terroristas”

Published

on

El candidato de VOX en Colmenar de Oreja y uno de sus mensajes en Facebook.
Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

Vox ha dado la Alcaldía de la localidad madrileña de Colmenar de Oreja al PSOE, cuando su candidato prometió públicamente antes de las elecciones que no lo haría. “Mientras esté VOX en Colmenar, el Partido Socialista no gobernará aquí”, afirmó.

El PP fue la fuerza más votada con 5 ediles (32,76% de los votos), seguido del PSOE con 4 representantes (26,80% de los votantes). A continuación quedaron la formación independiente Partido Demócrata de Colmenar, Ciudadanos, Vox y el partido ecologista local Aurelia Verde con un concejal cada uno respectivamente.

A falta de dos concejales para la mayoría absoluta que podrían haber llegado de Vox y C’s, el PP ha perdido la Alcaldía. Por el contrario, estos dos partidos de centroderecha, junto al partido ecologista local, han optado por dar la Alcaldía a los socialistas en este municipio de casi 8.000 habitantes del sureste de la Comunidad.

Se la la circunstancia de que Eugenio Martínez, cabeza de cartel de Vox en Colmenar, aseguró que iba a bloquear la llegada del PSOE al Gobierno local. “Mientras esté VOX en Colmenar, si nos dan los vecinos una pequeña confianza, el Partido Socialista no gobernará en Colmenar”, afirmó públicamente en su perfil en Facebook.

Para reforzar esta posición que ahora ha traicionado Martínez añadió: “Si está en mi mano, nunca admitiré un Gobierno en mi pueblo que pacta con terroristas anarquistas separatistas y chusma de una fauna de ocupas vagos y vividores de la paga para no trabajar”.

Se trata de un mensaje en sus redes sociales publicado el pasado 29 de abril, un día después de las elecciones generales. Sin embargo, un mes después, tras los resultados de las elecciones locales, Martínez ha fallado a su palabra.

Esta situación ha molestado a muchos vecinos de Colmenar que han trasladado su desazón. “Vox ha votado aquí al PSOE sin condiciones y sin despeinarse. Nadie ha tomado medidas al respecto. El candidato es una persona muy particular a la vista de sus mensajes. Gracias a su voto el alcalde es socialista”, lamentan estas fuentes.

Este periódico se ha puesto en contacto con el concejal Eugenio Martínez que declina hacer comentarios sobre su decisión.

Pactos antinatura

Otros pactos sorprendentes de Vox en la Comunidad de Madrid es en la localidad de Villamanta (2.500 habitantes) donde también ha facilitado la Alcaldía al PSOE.

Por otra parte en Villaviciosa de Odón (28.000 habitantes), los de Santiago Abascal también han permitido un Gobierno de izquierdas. Vox en este municipio ha votado junto al PSOE, Más Madrid, PSOE y una agrupación de vecinos para dar el bastón de mando a Ciudadanos. En este enclave el PP llevaba 30 años gobernando y ha logró ser la fuerza más votada con 7 ediles. A continuación se han situado los 5 ediles de Vox, los 3 de C’s, los 3 del PSOE, 1 de IU, 1 de AVPV y 1 de +MV.

Fuente: OK Diario

Anuncios

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Advertisement
Deje aquí su propio comentario

Comunidad de Madrid

Cifuentes asegura que su dimisión fue planificada por un empresario que no recibió dinero de la Comunidad

Published

on

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

Tras año y medio sin hablar, haber presentado su dimisión y su imputación en el caso Máster y Púnica, Cristina Cifuentes ha roto hoy su silencio, asegurado que su dimisión se planificó en un despacho por un empresario que no recibió dinero de la Comunidad. «No tengo nada que ocultar. Tengo la libertad y derecho de poder hablar», ha manifestado la expresidenta de la Comunidad de Madrid en una entrevista en Telecinco, donde ha calificado este tiempo como un año «demoledor», donde ha vivido una campaña de «acoso y derribo».

El primer tema que ha tratado la exregidora popular ha sido la imputación en la Púnica, que lo ha definido como «un mazazo». Cifuentes ha asegurado que nunca pensó que esa imputación se produciría. «No tengo nada que ver con la Púnica. Lo he defendido en sede parlamentaria y lo defenderé ante el juez», ha dicho, tajantemente, aseverando que no se llevó ni un euro público y que ahora tiene menos dinero que cuando empezó en política. «En el PP todo el mundo sabe que yo en esos años no tuve nada que ver con la gestión económica ni con la gestión de campañas electorales. Quiero que en este asunto se llegue hasta el final». Las declaraciones de Cifuentes llegan tan solo una semana más tarde de que el juez García Castellón citase como investigadas tanto a ella como a Esperanza Aguirre por delitos de financiación ilícita, desvío de dinero público y falsedad documental.

Cifuentes se ha defendido y justificado de las acusaciones que pesan sobre ella en cuanto a la adjudicación de la cafetería de la Asamblea de Madrid, asegurando que todas las adjudicaciones que se realizaron cuando ella presidía las mesas de contratación, «cumplieron con el 100% de los requistos»: «Yo no modifiqué ni una sola coma de los informes técnicos».

Entrada en vereda, ha respondido tal vez el tema más peliagudo que pesa sobre ella: el caso Máster, que la llevó a presentar su dimisión el 25 de abril de 2018, día que se publicó también un vídeo de hace ocho años robando unas cremas en un supermercado. «Creo que lo que me ocurrió fue algo que se planificó en un despacho y se ejecutó matemáticamente. Hubo intereses económicos de algún empresario que quería recibir un dinero de la Comunidad de Madrid que no recibió», ha dicho, para sorpresa de todos, aunque no ha querido revelar el nombre ni entrar en detalles.

Cree que la campaña contra ella se debe a «venganzas de personas» que se la tenían jurada cuando empezó a «levantar determinadas alfombras» –«Mi Gobierno fue inflexible con la corrupción», ha dicho en repetidas ocasiones la expresidenta–, algunas de ellas del Partido Popular. También ha reiterado en que la oposición se sirivó de lo que le ocurrió porque la veían una «política muy fuerte, incluso como la supuesta sucesora de Rajoy».

«Se me linchó», ha insistido la expresidenta, quien ha deslizado que renunciar al aforamiento fue un error. «Mantengo que he dicho la verdad. Renuncié a mi aforamiento porque pensaba que la juticia era igual para todos. Creo que el Supremo habría archivado mi caso», ha dicho sobre el denominado Mastergate, en el que continúa imputada por cohecho y falsedad de documento público, penas que van desde los tres a los seis años de cárcel si se demuestra su culpabilidad. Ha reconocido que se equivocó alpublicar un vídeo en el que aseguraba: «No me voy, me quedo, me voy a quedar», defendiendo la veracidad de las notas obtenidas en el Máster y la realización de la defensa en su TFG.

Con respecto a su dimisión, Cifuentes ha afirmado que ya la tenía tomada antes de la publicación del vídeo de las cremas, aunque pensaba renunciar el 2 de mayo, día de la Comunidad de Madrid. «Las cremas llegan a mi bolso porque las meto yo, obviamente solas no llegan. Fue un error que subsané, porque las pagué. Las guardé sin querer», ha reconocido. Sobre este tema, también sin entrar en detalles, ha manifestado que nunca pensó que alguien guardaría tanto tiempo el vídeo «previo intento de extorsión».

Palabras a Ayuso

Cifuentes, además de las explicaciones sobre las acusaciones que pesan sobre ella, ha hablado de la actualidad y ha tenido palabras tanto para Isabel Díaz Ayuso como para Ángel Garrido. «Tengo gran cariño personal porque la conozco desde hace mucho. Ha sido como una hermana pequeña y siempre intenté aconsejarla de la mejor manera posible. Le deseo lo mejor», ha dicho en referencia a la actual presidenta de la Comunidad de Madrid. Ayuso aseguró que su relación con ella se limitaba a la de « cualquier militante del PP».

Asimismo, Cifuentes ha defendido, en parte, a Garrido en su cambio de partido político: «Si el partido no te representa, veo bien que te cambies, pero no cómo lo hizo: cuatro días antes de las elecciones y cuando ya se había presentado a la lista europea».

Anuncios

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Continue Reading

Comunidad de Madrid

La alcaldesa socialista de Móstoles contrata a dedo a su hermana para llevar las redes sociales por 52.000 euros al año

Published

on

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

La alcaldesa de Móstoles, Noelia Posse (PSOE), reelegida en las pasadas elecciones municipales del 26 de mayo, ha nombrado a su hermana, Laura Posse, para la coordinación de mensajes y redes sociales del Ayuntamiento, un cargo de libre designación que tiene una remuneración anual de 52.000 euros.

Ciudadanos ha criticado a través de un mensaje en sus redes sociales el «dedazo» de la alcaldesa: «El Ayuntamiento de Móstoles no puede ser una agencia de colocación para amigos y familiares del PSOE de Móstoles. Stop dedazos». Además, adjunta una imagen desvelando el decreto de Alcaldía, fechado a 29 de agosto, mediante el cual se nombra a una hermana de la regidora, Laura Posse Gómez, «para el desempeño del puesto de confianza de Coordinadora de Mensajes y Redes Sociales», asegura la formación naranja.

El portavoz municipal de la formación naranja, José Antonio Luelmo, también ha calificado de «nepotismo» el nombramiento.

En el documento, la designación de Laura Posse como «personal funcionario de empleo eventual» se hace de conformidad a lo establecido en el artículo 104.2 de la Ley 7/1985, de 2 de abril, de Bases de Régimen Local y de acuerdo con lo previsto en el artículo 104 (bis), 1 f) de la misma Ley de Bases.

Fuentes municipales han señalado a Efe que «para los puestos de funcionarios eventuales (cargos de confianza), se selecciona a personas con la capacitación y experiencia suficientes, como en el resto de administraciones públicas», aunque no han querido aclarar cual es la capacitación de la persona elegida para el puesto.

Anuncios

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Continue Reading

Comunidad de Madrid

El Ayuntamiento de Madrid ordena precintar el chalé de Iván Espinosa de los Monteros y Rocío Monasterio

Published

on

Rocío Monasterio e Iván Espinosa de los Monteros
Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!

El área de Urbanismo del Ayuntamiento de Madrid ha emitido una orden de clausura, fijada para el 8 de octubre, de la vivienda del portavoz de Vox en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, y de la portavoz en la Asamblea de Madrid, Rocío Monasterio, por carecer de licencia de primera ocupación.

Según han confirmado fuentes de Urbanismo, el asunto arrancó en 2014 a raíz de la denuncia de un particular tras unas obras en el chalé, ubicado en el distrito de Chamartín, cuando se comprobó que carecía de la licencia de primera ocupación.

Tras la inspección por parte de los técnicos del Ayuntamiento, la pareja solicitó la citada licencia pero la documentación que aportaron no cumplía los requisitos necesarios.

En 2016 ya se dictó una orden de clausura, pero la recurrieron en un Juzgado de lo Contencioso-administrativo y, paralelamente, volvieron a solicitar la licencia, según fuentes municipales.

Sin embargo, en 2017 el Juzgado dio la razón al Ayuntamiento y desestimó el recurso, tras lo cual el propietario solicitó una modificación de la licencia de obra que también ha sido denegada.

Si a la llegada de los funcionarios municipales el 8 de octubre, los propietarios se negasen a abrir, el Ayuntamiento deberá pedir una orden judicial, lo que retrasará los plazos, aunque en este tiempo podrían regularizar la situación.

La vivienda, una casa de cuatro alturas

El edificio, además de vivienda, alberga el estudio de arquitectura de Rocío Monasterio, sin que exista una licencia de funcionamiento de esta actividad, agregan desde Urbanismo.

El dirigente de Vox “compró en 2010 una vivienda con jardín, para lo que solicitó una hipoteca de 1,2 millones, según figura en el registro de la propiedad”.

El inmueble constaba de “una planta baja y una principal” que se transformó “en una casa de cuatro alturas que equipó con ascensor, gimnasio, garaje y una piscina con solárium en la terraza, donde también hay una zona verde”, según el proyecto de la propia Rocío Monasterio, que es arquitecta.

El portavoz nacional de Vox “solicitó hasta cuatro veces” la licencia de primera ocupación y funcionamiento, que obliga a los técnicos a comprobar si lo que se construyó se ajusta a la autorización inicial de las obras.

Anuncios

Comparta este artículo, ¡Ahora también en MeWe, la red social sin censura!
Continue Reading
Advertisement
Advertisement

Recomendados

Anuncios
Advertisement
Advertisement
ArabicChinese (Simplified)EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
A %d blogueros les gusta esto: